sábado, 23 de julio de 2011

Hígado y Enfermedad Celíaca

El hígado es otro de esos órganos cuya afectación puede estar relacionada con la celiaquía y hoy es el protagonista de esta entrada (que ya tenía desde hace un par de semanas a medio-escribir... en fin, cosas de la vagancia estival).

Así, una de las causas de hipertransaminasemia resulta que puede ser una EC sin tratar, cuando la elevación de las transaminasas es persistente e inexplicada. Lo bueno es que en el 80% de los casos las transaminasas se normalizan en los 6 primeros meses de dieta sin gluten y, prácticamente todos los casos (95%) en el primer año de dieta sin gluten. Esta favorable respuesta a la dieta sin gluten también supone que, si no se resuelve la hipertransaminasemia llevando correctamente la dieta, por supuesto que hay que buscar otras causas que la justifiquen.
El mecanismo exacto que explique por qué se puede producir hipertransaminasemia en una EC no está aún claro, aunque se postulan algunas hipótesis al respecto.
Histológicamente la hipertransaminasemia puede correlacionar con diversos hallazgos (en espacios portales: ensanchamiento del espacio portal, destrucción del canal biliar, infiltrado mononuclear; y en el parénquima hepático: aumento del número de células de Kupffer, esteatosis, infiltrado mononuclear, regeneración de hepatocitos, necrosis focal).

También parece que pueda existir una relación entre la EC y la hepatitis autoinmune. Si bien los casos conocidos (y con ello los artículos publicados) no son muchos, parece adecuado hacer cribado de la EC en casos de hepatitis autoinmune y, al revés, descartar ésta en casos de EC con hipertransaminasemia persistente. La relación entre ambas enfermedades se fundamenta en que pueden compartir HLA.
Del mismo modo, se ha establecido que existe relación entre EC y cirrosis biliar primaria y entre EC y colangitis esclerosante primaria.

Otras alteraciones hepáticas se han mencionado en la literatura como asociadas a la EC, sin embargo hace falta un mayor conocimiento de la fisiopatología de la celiaquía para poder establecer si tal relación realmente existe y cómo ésta se produce. Lo que sí parece acertado es el despistaje de EC en los casos de hipertransaminasemia inexplicada o patología hepática autoinmune.


Bibliografía empleada:
Cantatero Vallejo MD, Gómez Camarero J, Menchén L, Pajares Díaz JA, Lo Iacono O. Liver damage and celiac disease. Rev Esp Enferm Dig. 2007 Nov;99(11):648-52.
Thevenot T, Mathurin P, Di Martino V, Nguyen-Khac E, Canva-Delcambre V, Campin G, Cortot A, Colombel JF, Paris JC. Celiac disease and liver involvement. Gastroenterol Clin Biol. 2003 Jan;27(1):28-42.
Duggan JM, Duggan AE. Systematic review: the liver in celiac disease. Aliment Pharmacol Ther. 2005 Mar 1;21(5):515-8.

4 comentarios:

  1. Muchísimas gracias por esta información, la lástima es que muchos médicos desconocen esto, y como en nuestro caso, te tratan durante muchos, muchos años de insuficiencia hepática.

    Besotes

    Ana y Víctor.

    ResponderEliminar
  2. Yo fui una de las personas a las que ante las analíticas de sangre los médicos siempre le preguntaban ¿bebes mucho?
    En cuanto empecé con la dieta sin gluten (de eso hace ya más de un año), en ninguna analítica me han salido las transaminasas alteradas!!

    Está genial que la gente conozca este tipo de información.
    Besotes
    Sonia

    ResponderEliminar
  3. A pesar de que ya conocía tu blog desde hace algún tiempo, apenas me he parado en él, pero hoy he dado con tu blog otra vez, viendo otro del que soy seguidora(ana y victor de caminar sin gluten) , la curiosidad me ha llamado otra vez. Me ha gustado lo que he visto y da por hecho que volveré.
    un abrazo

    ResponderEliminar
  4. Gracias caminantes, sí que hay muchos detalles que ojalá fueran más conocidos por todos, así seria más fácil.

    Como en vuestro caso y en el de Sonia yo también tenía las transa uñadas alteradizas en el momento del diagnostico.

    Gracias Elena por tus palabras. Gracias a todos por la visita!

    ResponderEliminar